El Zoológico de León está de fiesta al contar con un nuevo huésped, un macho de jirafa reticulada, que abrió sus ojos a la luz el pasado 18 de mayo, a las 4:43 de la tarde y actualmente pesa 65 kilos y mide 1.65 metros.

Los padres del nuevo inquilino son Clarita y Yuma, quienes son conocidos ya por una gran cantidad de visitantes; Clarita alimentará a su cría hasta que cumpla 10 meses de edad y se pueda valer por sí misma para comer.

Mientras que el equipo de salud animal del Zoológico de León está muy pendiente de la evolución de la cría, observándola diariamente, siguiendo los manuales y protocolos para su sano desarrollo.

Con el nacimiento de esta jirafa, la familia de la especie crece a 13 miembros los leoneses pueden visitar.

Cabe mencionar que con el programa Pase Verde, todos los domingos el ingreso es gratuito al Zoo León, al Parque Metropolitano, al Parque Explora y a las 8 unidades deportivas que hay en la ciudad.